Archivos de etiquetas: #FreddyPaz

FREDDY PAZ ¡Pa’ lante Venezuela!

19 de Agosto de 2017

Es cierto que los venezolanos vivimos momentos muy duros. La humanidad entera vive momentos de desconcierto, de odio, de pérdida de vidas, hambruna, guerra, discriminación,  violencia, pérdida de valores; desatado con más fuerza en los últimos años, bajo un modelo político que no representa el sentimiento nacional.

Es lamentable ver como los humanos nos empeñamos en dañarnos unos a otros sin medir las consecuencias, y la necesidad de convivir como sociedad que demanda progreso sostenido para las actuales y futuras generaciones.

Venezuela no es ajena a este drama;  vivimos nuestra propia crisis interna que ha llegado hasta dónde jamás pensamos que podría llegar.

Es imposible permanecer ajenos al dolor y al sufrimiento de los venezolanos porque la inmensa mayoría lo sufrimos día a día, viendo como el esfuerzo  se vuelve sal y agua para  poder alimentar a nuestras familias, por cuanto los ingresos que gana la gente, no alcanzan para el sustento básico de los nuestros.

Parte el alma saber que en los hospitales, mueren a diario venezolanos  por falta de medicamentos y solo la fe y la fuerza de la oración para pedirle a Dios, por los que sufren, por los más necesitados, por Venezuela, y por todos y cada uno de nosotros.

Que terrible es vivir con miedo. Con ese pánico que hela la sangre cuando uno ve salir a sus seres queridos y no saber si van a regresar con bien, o van a caer en manos del hampa y la violencia desbordada.

Son tantos sentimientos encontrados de dolor, de frustración, impotencia, injusticia, que nos están invadiendo y afectando la salud de los venezolanos.

Sin embargo, creo que la historia está llena de ejemplos, que nos llenan de fuerza, para seguir luchando y salir adelante con nuestra bandera tricolor, convencidos en que después de la tormenta viene la calma, y surgirán nuevas oportunidades para todos los que amamos ésta hermosa tierra, ancha, buena y generosa. Tierra bendita con recursos naturales, con hermosas playas, llanos y montañas;  majestuosos paisajes, que son la envidia y el objetivo de contemplación de visitantes de todas partes del mundo. Tenemos un subsuelo incalculablemente rico en petróleo, gas, metales, oro, piedras preciosas y otros minerales de gran demanda.

Pero como como decía un ilustre zuliano, nuestra mayor riqueza, son los venezolanos. Más de treinta millones de habitantes que si bien estamos dando una desigual batalla contra el abuso, la inflación, el hambre, la enfermedad, la desidia y la delincuencia, la carencia de alimentos, la escasez; seguro estoy que dentro de sus corazones y en sus almas está anidada la fuerza de voluntad, necesaria y suficiente para echar éste país pa’ lante.

Debemos aferrarnos a esa capacidad que tenemos los venezolanos de enfrentar las dificultades, de hacerle frente a la adversidad, debemos ser nuevamente ese pueblo unido y solidario, lleno de ganas de trabajar, ese pueblo que por las madrugadas abarrota las paradas de transporte público para ir a su trabajo a construir país, sin importar las distancias que para hacerlo tenga que recorrer, ni la cantidad de trasbordos que tenga que hacer.

Nuestro propósito tiene que estar orientado en ayudar a construir un mejor  país, con la firme convicción de que con nuestro trabajo, nuestro esfuerzo y nuestras ganas de salir adelante podemos logra unidos los cambios necesarios para vivir en una nación prospera, productiva y de bienestar para nuestros hijos y nuestros nietos.

Culmino con una cita Bíblica que dice: “Pero los que confían en el Señor renovarán sus fuerzas; volarán como las águilas: correrán y no se fatigarán, caminarán y no se cansarán.” Isaías 40:31.

@freddyspaz|Diputado de la Asamblea Nacional

FREDDY PAZ|El mago Dynamo

12 de Agosto de 2017

Estamos inmersos en un mar turbulento de incertidumbre. La inestabilidad política, social y económica que estamos sufriendo los venezolanos, aunado al bombardeo de informaciones cruzadas de todo tipo, está afectando seriamente la salud mental de nuestra población.

La diatriba política y la conflictividad social, impulsada desde el gobierno, sin escuchar el drama que viven los ciudadanos, ha obviado los verdaderos problemas que hoy padecemos más de 30 millones de venezolanos.

La avasallante realidad, es que mientras solo se piensa en construir una hegemonía de control político, con una única clase gobernante, violando la ley, secuestrando instituciones, cerrando las vías electorales y persiguiendo la disidencia, mientras los padres de familia no consiguen como alimentar a sus hijos. Con una escasez creciente, con precios que cambian todos los días, dónde los gobernados somos acusados de ser los responsables del desastre ocasionado por nuestros gobernantes. Con una economía enferma, con nuestro símbolo monetario devaluado, rumbo a una hiperinflación, con consecuencias sociales impactantes.

Como lograr que las familias venezolanas, tuvieran en sus hogares un clon de Steven Frayne, mejor conocido como el mago Dynamo, para conocer los secretos de algunos de sus increíbles trucos de magia, y poder transformar los bolívares del salario mínimo mensual, en dólares, y al mismo tiempo convertir nuevamente los dólares en bolívares a la tasa de cambio del paralelo que todos conocen, y que marca una realidad en la economía de nuestro país, y solo así, poder alimentar y mejorar la calidad de vida, de las familias venezolanas. Porque a pesar de la bonanza petrolera y con más de 18 años en el poder, el socialismo no lo ha logrado.

Según el índice de precios de la Asamblea Nacional, estamos en presencia de una inflación acumulada desde enero a julio de 2017 del 248,6%.

La gente no come, ni se viste, ni sana sus enfermedades, con discursos altisonantes. La gente necesita que nos ocupemos en resolverle sus problemas, en sacar al pueblo de esta miseria en la cual nos metieron, en crear oportunidades, confianza, progreso, paz, calidad de vida. Eso es lo que el pueblo quiere; que el dinero le alcance, y que por la vía democrática y constitucional, con reglas claras, poder definir con nuestro voto, universal, directo y secreto, un mejor futuro para todos los venezolanos.

@freddyspaz|Diputado de la Asamblea Nacional


FREDDY PAZ|Venezuela

5 de Agosto de 2017

El descaro con el que actúan importantes voceros del gobierno nacional no tiene parangón. En sus discursos casi homogéneos niegan la realidad de los acontecimientos y hechos que ocurren y se viven en el país, insultando a la ciudadanía que difícilmente pueden engañar, porque es un pueblo que vive en carne propia la dramática crisis económica, política y social.

Un pueblo que ha aprendido a calificar al gobierno y sus principales voceros, como especialistas en ocultar la verdad.

El pasado 30 de julio, con la conmemoración del proceso electoral para selección de los integrantes de la asamblea nacional constituyente, tuve la oportunidad de intercambiar opiniones y reflexiones con personas de diferentes niveles educativos, edades, oficios, la gran mayoría, gente de pueblo, algunos militantes de distintos partidos de la mesa de la unidad democrática y representantes incluso del oficialismo; y me llamó poderosamente la atención que hay casi que un pensamiento común y popular alrededor de lo que se piensa del proceso electoral del pasado domingo, que todo fue una gran mentira, y que los verdaderos problemas de la gente, no se van a solucionar.

El riesgo país, la crisis económica, la inflación, se ha profundizado en los últimos días, lo que sin duda alguna tiene a la inmensa mayoría de los venezolanos muy preocupados por la situación país y el impacto económico negativo contra el núcleo familiar, por la creciente inflación; provocando que el dinero cada vez tenga menos valor y los precios sigan creciendo.

Una de las consecuencias de esta triste realidad, se ve reflejada en la oleada de venezolanos que hacen todos los días sus maletas para irse definitivamente de nuestra querida Venezuela: a Colombia, Panamá, Chile, Perú, México, España, Estados Unidos, Brasil, escapando de la inseguridad, de la inflación, de la escasez, de la incertidumbre, la falta de oportunidades, la crisis económica, la convulsión social, dejando el país que nos vio nacer. Con la esperanza de retornar algún día, cuando esta realidad cambie, para el bienestar de todos.

@freddyspaz|Diputado de la Asamblea Nacional

FREDDY PAZ|Basta

29 de Julio de 2017

Los venezolanos hemos escrito páginas de nuestra historia, con un modelo de democracia de ejemplo continental; los venezolanos tenemos el compromiso de construir un país uniendo esfuerzos, pero hemos llegado a un punto de nuestra historia, que estamos llamados a lograr un proceso de comunicación y de entendimiento, que pasa por cumplir integralmente el texto de nuestra constitución, para parar el derramamiento de sangre que ha enlutados en los últimos tiempos a innumerables familias venezolanas.

Basta, el pueblo mayoritariamente se expresó el 6 de diciembre del año 2015, garantizando la alternabilidad democrática y el contra peso político, con una votación que llevo´ a la unidad democrática a ganar por mayoría calificada la Asamblea Nacional, controlada en los últimos 18 años por el Psuv.

Para el gobierno el voto castigo del pueblo el 6D, los llevo a violar la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela; para gobernar el país sin la nueva Asamblea Nacional, con diputados mayoritariamente de la Mesa de la Unidad Democrática. Motivo por el cual, se ha radicalizado la lucha política y social; lucha contra la opresión y la defensa de los oprimidos.

Esta triste realidad, es la razón por la cual, altos jerarcas de la revolución, con una minoría en la Asamblea Nacional, y la pérdida del apoyo popular, asume de manera inconstitucional la soberanía popular y  convocan a una constituyente, con el firme propósito de perpetuarse en el poder, de contrarrestar y aplastar a la oposición y a las corrientes internas que adversan la constituyente, sin tener un cálculo de las consecuencias de dicha iniciativa, rechazada por el pueblo de Venezuela y muchos países demócratas del mundo.

Hoy vivimos momentos críticos, aciagos, muy delicados, que ponen en peligro la estabilidad y la paz. Por el abuso de poder y la sordera de quienes nos gobiernan, por no querer escuchar el reclamo de todo un pueblo que pide a gritos que le sean respetados sus derechos fundamentales: derecho a la vida, a la alimentación, a la salud, a la seguridad, al voto universal, directo y secreto; todo ello, enmarcado en un contrato social, que nos une, suscrito por todos los venezolanos y que no es otro; que la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela del año 1999.

Nunca en la historia de la humanidad, una nación ha sido prospera, ni ha evolucionado en tiempos de conflicto y mucho menos en guerra, las sociedades progresan y se vuelven prosperas en paz.

La historia premia al que lo hace bien y demanda al que lo hace mal, hoy estamos obligados ante la historia, a trascender, y a construir soluciones, para el bienestar de todos los venezolanos.

@freddyspaz|Diputado de la Asamblea Nacional

FREDDY PAZ|16 de julio

15 de Julio de 2017

La historia de Venezuela está llena de gestas heroicas que han marcado nuestro destino como una nación independiente y de espíritu libertario fuera de toda duda razonable, heredado de nuestros padres de la patria.

Somos un pueblo generoso, apacible, hospitalario y solidario, pero contestatario y decidido cuando de defender nuestros derechos y nuestras libertades se trata.

Atravesamos por los momentos más aciagos quizás de toda nuestra historia. Nunca antes, por lo menos en nuestros tiempos, habíamos padecido de hambre, escasez, enfermedad e inseguridad sostenida y mantenida como sufre en este momento el pueblo venezolano y nunca habíamos estado tan cerca de perder nuestras libertades ganadas por nuestros próceres y reivindicadas a pulso una y otra vez por los demócratas venezolanos.

El 5 de diciembre del 2015, el pueblo de Venezuela en ejercicio de su derecho al voto libre, directo y secreto le expreso al Gobierno nacional su rechazo por este modelo político anacrónico y caduco otorgándole a las fuerzas democráticas de oposición una mayoría aplastante en la Asamblea Nacional.

Quienes ostentan el poder, en su empeño por aferrarse a él de forma permanente han venido utilizando todos los subterfugios inimaginables y  echando mano de forma indiscriminada al dominio que ejercen sobre todas las demás instituciones del estado para desconocer la voluntad de un pueblo que pide soluciones democráticas a sus graves problemas.

Todos los mecanismos democráticos contemplados en nuestra Constitución vigente han venido siendo bloqueados de manera sistemática desde el gobierno para impedir que, en las urnas el pueblo les diga que ya su tiempo paso, al punto de poner a nuestra sociedad ante el inminente peligro de perder la República en manos de una Asamblea Constituyente, electa a dedo por los centros de poder, convocada de manera irregular y sin ser consultada al pueblo. Pretenden a través de esta, hacerse una Constitución nueva, a su medida y que sirva solo a sus intereses.

Ante esta serie de arbitrariedades que tienen solo por finalidad secuestrar la democracia en nuestra nación y acabar con el estado de derecho tal y como lo conocemos, la Asamblea Nacional en uso de sus atribuciones constitucionales ha convocado a una consulta popular el dia16 de Julio del año en curso y que se corresponde con el espíritu de promocionar la participación democrática.

Esta consulta está sustentada en el artículo 5 de nuestra Carta Magna el cual consagra que la soberanía reside en el pueblo y le da atributos a usar cualquier mecanismo de participación ciudadana para expresar su voluntad. Así mismo, el artículo 62 proclama la democracia participativa y en el artículo 70 se  establecen las formas y en particular la de la consulta popular.

En el artículo 187 de nuestra Constitución se le otorga a la Asamblea Nacional el poder de convocar, promover y organizar la participación ciudadana en asuntos de su competencia, sin tener que pasar por el CNE ya que eso significaría una violación a la autonomía del parlamento.

Este 16 de Julio el pueblo venezolano en ejercicio del poder soberano, asume el verdadero protagonismo que ha sido ignorado por ese pequeño grupo que desde el gobierno pretende perpetuarse en el poder a costa del sufrimiento de la gente en la más grande manifestación de voluntades jamás vista en nuestro país y se dejará en claro que la inmensa mayoría rechaza esa asamblea constituyente que no es sino una estafa a la democracia en nuestro país.

En las manos de Dios, al lado del pueblo y en el marco de la constitución estamos cerca de lograr el cambio y la reconciliación de todos los venezolanos.

@freddyspaz|Diputado de la Asamblea Nacional

FREDDY PAZ|Asamblea sitiada

8 de Julio de 2017

En la historia contemporánea de nuestro país, nos ha tocado ser testigos presenciales desde el año 2010, de los acosos y agresiones violentas suscitadas contra los diputados del Parlamento Nacional, víctimas de grupos violentos financiados por el gobierno socialista, apostados durante años en los alrededores de la AN, y  quienes el pasado 5 de julio, asaltaron la sede del Poder Legislativo,  atentando contra la vida de diputados, periodistas y trabajadores del parlamento, ante la mirada complaciente y cómplice de funcionarios militares asignados para la seguridad de la AN.

Sin embargo, a partir de la aplastante derrota infringida por el pueblo al Psuv en los comicios parlamentarios del pasado 06 de diciembre del 2015 por la unidad democrática, este acoso y la agresión a diputados se incrementaron, incluyendo agresiones contra el personal que allí labora, como si se tratase de una venganza del poder ejecutivo contra los representantes más legítimos electos por el pueblo venezolano.

Nos ha tocado sortear verdaderos escollos, tanto los parlamentarios como el personal administrativo y obrero que labora en las instalaciones del Parlamento, como también en la sede administrativa ubicada en el edificio José María Vargas acechados por grupos irregulares financiados por el gobierno, y preparados con armas y objetos contundentes, prestos a atentar contra la integridad física de los diputados que son atacados, insultados, atracados, golpeados, siendo los funcionarios militares de la AN, testigos silentes de dichas agresiones contraviniendo de manera flagrante el mandato constitucional taxativamente indicado en el artículo 200 de nuestra carta magna.

Tenemos una Asamblea Nacional, bloqueada su autonomía de manera inconstitucional por el TSJ, una AN que desde hace más de un año no recibe presupuesto para su funcionamiento.

En la casa de las leyes, la nómina de trabajadores depende de otro organismo que nada tiene que ver con el Parlamento, y los diputados no perciben desde hace más de un año su sueldo de ley. Y sin embargo, todos los diputados siguen luchando y dando la cara por la defensa de la constitución y los intereses del pueblo venezolano.

Justo es decir, que en esta lucha no estamos solos, nos acompaña la inmensa mayoría del pueblo venezolano, que lucha democráticamente para restablecer el hilo constitucional, y recuperar la Democracia.

Son tiempos duros, tiempos de dificultades, pero seguro, de que pronto todo esto va a pasar, y comenzara a nacer, la esperanza, la paz y la reconciliación de los venezolanos, que uniremos esfuerzos para salir todos adelante.

@freddyspaz|Diputado de la Asamblea Nacional

FREDDY PAZ|Centrífuga

24 de Junio de 2017

Como nación y como sociedad los venezolanos vivimos no en revolución sino en involución, se ha cambiado la calidad y la forma de vida del venezolano por un modelo foráneo fracasado que nada tiene que ver con nosotros. Los avances que como sociedad se habían logrado durante lo que se le ha dado por llamar “cuarta república” son cosa ya solo de mera evocación.

Dejamos de ser un país que apostaba a la descentralización y el progreso, para convertirnos nuevamente en una País centralista, donde todo se controla y se decide desde las cúpulas del poder en Caracas, con claras evidencias de atraso.
Dejamos de ser los fraternales paisanos, adversarios en la política y en los deportes, pero hermanos con sangre tricolor en nuestras venas, para convertirnos en obra socialista:    enemigos por pensar distinto o militar en partidos políticos diferentes al Psuv; con un discurso donde se perdieron los valores, y se resalta, el revanchismo, la confrontación, la violencia, que poco tiene que ver con nuestra idiosincrasia.

Dejamos de ser el País referente de la democracia en América latina  para convertirnos en el objetivo de todas las miradas del orbe, con contadas excepciones de algunas naciones, que por temor a perder los beneficios de la riqueza de todos, siguen afectos a los gobernantes de turno, y contra el pueblo venezolano.
Lo que muy poco ha cambiado son las caras. En estos años de “revolución”, son pocas las variaciones; los personajes siguen siendo los mismos. Polivalentes que pueden ser gobernadores, alcaldes, jueces, magistrados, fiscales, diputados, ministros, vicepresidentes. Que son especialistas en todo y a la vez en nada,  solo por pertenecer a un cogollo rojo atornillado,  que se manejan en un círculo cerrado, no de meritocracia, sino de partidocracia; fieles al proceso socialista, cerrándose las puertas a nuevas caras dentro de sus propias filas, como ha ocurrido con los candidatos que se asoman para el proceso o fraude constituyente.

En dieciocho años hemos visto rotar de cargo en cargo a la misma gente, con el mismo discurso y la misma ineficiencia, cuyo principal y único requisito es lealtad revolucionaria, y quien se separe de esa línea, corre riesgos muy peligrosos, a muchos de ellos se los traga la revolución y no se vuelve a saber de quienes durante estos largos y pesados años de gestión roja, fuero voceros e importantes figuras de la revolución bolivariana.

Los Venezolanos hemos vistos Ministros que ocupan cargos especializados, sin ser especialistas, y luego son rotados para otros ministerios, donde también ponen la torta, y siguen enchufados, ensayando con el erario público nacional y con sus errores y corruptelas, llenan de miseria y hambre al noble pueblo venezolano.

Hoy cuando el país atraviesa la más aguda y dolorosa crisis de su historia, cuando el futuro de toda la nación se ve comprometido por la obsesión malsana de un grupo por eternizarse en el poder a espaldas de un pueblo que pide soluciones a sus problemas, el gobierno sigue girando con una velocidad vertiginosa en torno al mismo grupo de personajes que han empujado a la nación hacia esta especie de locura pero arrastrando con ellos a más de 30 millones de venezolanos.

@freddyspaz|Diputado de la Asamblea Nacional

El pueblo gime

17.06.17, 2:21 am / Redacción /

Freddy Paz

Cuando los justos gobiernan, el pueblo se alegra. Pero cuando los perversos están en el poder, el pueblo gime. (La Biblia – Proverbios 29-2).

Después de 18 años de “revolución” el pueblo venezolano gime cansado de mentiras y de sufrir. Razón por la cual, decidió salir a las calles a exigir sus derechos desde hace 73 días, de manera inquebrantable elevando su voz de protesta pacífica, y exigiendo nuestros derechos constitucionales.

Los venezolanos hemos sido tolerantes en exceso, ante un gobierno corrupto que ha empobrecido la vida de sus habitantes; aun cuando en muchos casos, sectores de la población no han sido conscientes de que el fracaso de la clase gobernante, se evidencia ante la presencia de un gobierno incapaz de velar por nuestros intereses y por la justicia social.

El hambre encarnada en la escasez de alimentos y el deterioro de los ingresos económicos de nuestra prole, con una inflación en crecimiento permanente que hace insostenible la manutención del núcleo familiar; las enfermedades y la muerte como consecuencia del colapso del sistema de salud público nacional y la falta de medicamentos e insumos medico quirúrgicos; la inseguridad personal, que ha obligado a los ciudadanos de bien a mantenerse tras las rejas de sus casas, mientras el hampa y la violencia gobiernan nuestras calles; la falta de servicios públicos eficientes; la poca imparcialidad en la administración de justicia; la corrupción desbordada a todos los niveles; la falta de empleos dignos y lucrativos; la extinción de oportunidades para prosperar y planificar el futuro; la persecución política y conculcación de las libertades individuales y colectivas; en definitiva desde el gobierno no se gobierna; sino que se ha decretado un caos total en nuestra nación.

Se les olvidó que la tarea del buen gobernante, es buscar el bien, el de todos; chavistas, opositores, mayorías y minorías. Por ello, necesitamos gobernantes con mucha sabiduría, bondad y humildad para desempeñar esa misión de país. Por cuanto, es todo un pueblo el que sufre la miseria decretada por un modelo político, social y económico que dejó de ser viable hace muchos años en Venezuela.

La irracionalidad inducida por una ceguera fundamentada en el deseo irrefrenable de perpetuarse en el poder cueste lo que le cuesta al pueblo, por parte de unos cuantos, pareciera negarle a los venezolanos: la dignidad, la tolerancia, la equidad, la pluralidad, la inclusión social, el respeto por el otro y el objetivo que todos aspiramos a vivir en una nación desarrollada y en paz. @freddyspaz
Diputado Freddy Paz

Fuente Original

Realismo trágico

11.06.17, 7:21 am / Redacción /

Freddy Paz

El realismo mágico es un movimiento literario hispanoamericano surgido a mediados del siglo XX que se caracteriza por la inclusión de elementos fantásticos en la narración, con lo que se pretende profundizar en la realidad a través de lo mágico que hay en ella.
Es muy difícil de creer que en un país como el nuestro, se haya dilapidado una fortuna inmensa, producto de las rentas de la industria de los hidrocarburos en políticas populistas que hoy tienen sumido al país en hambre, escasez, inflación, miseria e inseguridad.
Algo que parecería insólito para cualquier ciudadano del mundo, pero que a nosotros nos ha dejado de asombrar, viendo niños y adultos que están muriendo de mengua por falta de alimentos e insumos medico quirúrgicos, tratamientos para enfermedades como el cáncer y para sanar dolencias crónicas como la diabetes, hipertensión o cualquier otra dolencia. Por cuanto los dineros dedicados a la salud del pueblo solo unos cuantos saben a dónde fueron a parar.
El riesgo de perder la vida en las calles, de ser heridos o atracado, víctimas de una inseguridad desbordada, donde las autoridades perdieron el control, se ha convertido en algo cotidiano. Pero lo impensable, lo que ha traspasado todos los umbrales del asombro es que Venezuela siendo una nación pionera y defensora de la democracia en el continente, referencia para el mundo entero, vea en riesgo su propia libertad.
Este guion del absurdo que ya ha dejado de mezclar nuestras peores pesadillas para irlas convirtiendo en verdades casi inexpugnables, sin duda ha dejado de ser un realismo mágico para convertirse en un realismo trágico que pretende devorar a toda una sociedad y conculcar definitivamente las libertades conquistadas con sangre, sudor y lágrimas por nuestros libertadores.
Nuestra realidad se ha transformado en el conteo de víctimas fatales, de presos políticos, de relatos espeluznantes de violación a los derechos humanos; polarización política y social, creada por el discurso guerrerista y de odio que ha permeado desde los más altos factores de poder hacia la población, nos mantiene en un estado de zozobra constante, solo por la terquedad intrínseca de unos cuantos que decidieron torcer el brazo de la voluntad popular y violentar nuestra constitución para seguir usufructuando el poder de forma indefinida e indiscriminada.
Los venezolanos queremos desligarnos de esta tragedia, queremos que nuestras peores pesadillas se conviertan en sueños de esperanza, de bonanza, de progreso, de unión, de paz y libertad. @freddyspaz
Freddy Paz

Fuente Original

FREDDY PAZ|Realismo trágico

10 de Junio de 2017

El realismo mágico es un movimiento literario hispanoamericano surgido a mediados del siglo XX que se caracteriza por la inclusión de elementos fantásticos en la narración, con lo que se pretende profundizar en la realidad a través de lo mágico que hay en ella.

Es muy difícil de creer que en un país como el nuestro, se haya dilapidado una fortuna inmensa, producto de las rentas de la industria de los hidrocarburos en políticas populistas que hoy tienen sumido al país en hambre, escasez, inflación, miseria e inseguridad.

Algo que parecería insólito para cualquier ciudadano del mundo, pero que a nosotros nos ha dejado de asombrar, viendo niños y adultos que están muriendo de mengua por falta de alimentos e insumos medico quirúrgicos, tratamientos para enfermedades como el cáncer y para sanar dolencias crónicas como la diabetes, hipertensión o cualquier otra dolencia. Por cuanto los dineros dedicados a la salud del pueblo solo unos cuantos saben a dónde fueron a parar.

El riesgo de perder la vida en las calles, de ser heridos o atracado, víctimas de una inseguridad desbordada, donde las autoridades perdieron el control, se ha convertido en algo cotidiano. Pero lo impensable, lo que ha traspasado todos los umbrales del asombro es que Venezuela siendo una nación  pionera y defensora de la democracia en el continente, referencia para el mundo entero, vea en riesgo su propia libertad.

Este guion del absurdo que ya ha dejado de mezclar nuestras peores pesadillas para irlas convirtiendo en verdades casi inexpugnables, sin duda ha dejado de ser un realismo mágico para convertirse en un realismo trágico que pretende devorar a toda una sociedad y conculcar definitivamente las libertades conquistadas con sangre, sudor y lágrimas por nuestros libertadores.

Nuestra realidad se ha transformado en el conteo de víctimas fatales, de presos políticos, de relatos espeluznantes de violación a los derechos humanos; polarización política y social, creada por el discurso guerrerista y de odio que ha permeado desde los más altos factores de poder hacia la población, nos mantiene en un estado de zozobra constante, solo por la terquedad intrínseca de unos cuantos que decidieron torcer el brazo de la voluntad popular y violentar nuestra constitución para seguir usufructuando el poder de forma indefinida e indiscriminada.

Los venezolanos queremos desligarnos de esta tragedia, queremos que nuestras peores pesadillas se conviertan en sueños de esperanza, de bonanza, de progreso, de unión, de paz y libertad.

@freddyspaz|Diputado de la Asamblea Nacional