Publicaciones de la categoría: Sin categoría

Carta a KICO @kicobautista ‏Por: C/A (ARV) Daniele Comisso Urdaneta. RECORDANDO ALTAMIRA XXXIX

LA PROTESTA MILITAR (II)

​Esperando que alguien la haga llegar esta carta a Kico Bautista

Gracias.

RECORDANDO ALTAMIRA XXXIX

CARTA A KICO

21 octubre 2017

Kico, nos conocimos por allá por la plaza Altamira, compartimos dos o tres asambleas de ciudadanos como ponentes. Incluso recuerdo que al finalizar una de ellas me manifestaste tu complacencia porque te había gustado mucho como se había desarrollado la actividad.

Luego creo que nos vimos una o dos veces, siempre en buenos términos. Posteriormente seguí con cierta frecuencia tus apariciones en programas de opinión en globovisiòn hasta que salí del país.

Puedo decirte que tu estilo me pareció muy particular, sumamente comedido y tratando de ser balanceado, del centro hacia la izquierda, con un verbo respetuoso algo jocoso y también controversial, sin querer meterte en aguas profundas. Obviamente no digo que siempre estuve de acuerdo con todo pero nunca me sentí aludido ni incómodo con ninguna de tus…

Ver la entrada original 335 palabras más

Anuncios

El Recluta en la Escuela de la Inmoralidad. Por: Yitzhak Betancourt Solórzano @betancour

LA PROTESTA MILITAR (III)

El Recluta en la Escuela de la Inmoralidad.

No sé si alguno de los lectores ha entrado a un cuartel del Socialismo del Siglo XXI, pero lo voy a tratar de describir textualmente.

En los actuales componentes de las distintas fuerzas militares venezolanas a la hora de reclutar no se miden, ni se tienen en cuenta las virtudes, reputación e integridad del individuo, la cual en nuestra actual crisis social una institución como la FANB no es ajena, por eso vemos que el Recluta refleja las faltas de sus Oficiales Superiores, tal como lo describe la jerga castrense Venezolana cuando se refiere “El Soldado es el reflejo de su Comandante” por ende tenemos Soldados y Soldadas de los niveles sociales del cual ha tenido mayor impacto la actual crisis Venezolana. Cada nuevo contingente los comandantes les exigen a los Jóvenes Oficiales Reclutadores que se desplazan a las distintas conscripciones del…

Ver la entrada original 597 palabras más

CNE, Smartmatic y el Crimen Organizado. Por: Rubén Dario Bustillos Rávago @rdbustillos

LA PROTESTA MILITAR (II)

·

Gracias a la participación de Smartmatic en los diversos actos electorales, es que fraudulentamente los miembros del “Crimen Organizado se atornillaron” en el gobierno venezolano.

Por: Rubén Dario Bustillos Rávago (*)

En el fragor de los resultados electorales de gobernadores del pasado 15O, kilómetros de líneas escritas han llenados las páginas de noticias nacionales e internacionales en donde solo coincidimos en una cosa: el “Crimen Organizado” en el poder, fue beneficiario de un gigantesco fraude electoral, cometido por los funcionarios del CNE utilizando el sistema automatizado implementado por la empresa SMARTMATIC en 2004.

En efecto, con la complicidad del entonces rector del CNE, Jorge Rodríguez, quien es introducido en el negocio de las máquinas electorales por Antonio Anzola, supuestamente amante de su hermana Delcy, es que la empresa Smartmatic, propiedad de Antonio Mugica, Alberto Anzola y Roger Piñate da sus primeros pasos.

La primera prueba se efectuó…

Ver la entrada original 545 palabras más

Los debates son la mejor defensa de la democracia – Enrique Krauze

Este es el discurso completo pronunciado en la apertura del Foro “Ciudadanos Opinan”, organizado por el Frente Ciudadano por México y en el que participaron analistas, periodistas y políticos.

Entiendo que los partidos y organizaciones que integran el Frente Ciudadano por México no me han invitado a este Foro “Ciudadanos opinan” para hacer política partidaria. No lo plantearon así, ni yo lo hubiera aceptado. Por una parte, la definición de un escritor está en su obra, no en sus discursos públicos. Ahí, en mis ensayos y libros, desde hace cuarenta años he dejado testimonio de mis convicciones políticas democráticas y liberales. Por otra parte, la vocación de un intelectual no es el poder sino la crítica del poder. “El poder corrompe, y el poder absoluto corrompe absolutamente”. Para Daniel Cosío Villegas, esta frase de Lord Acton era un acto de fe. También para mí. Resume mis convicciones sobre el poder…

Ver la entrada original 1.212 palabras más

¿Será Venezuela una dictadura a largo plazo como Cuba? Andrés Oppenheimer

OCTUBRE DE 2017

Ver la entrada original 538 palabras más

La hora más oscura – Armando Durán

HRApodium.jpg

Este jueves, Henrique Capriles, campeón indiscutido de la tesis electoralista de la oposición, sorprendió al país con una declaración muy breve pero de esas que sacan ronchas: ante lo ocurrido el domingo con las elecciones regionales, “está demostrado que en Venezuela no habrá salida electoral.”

   Desde aquella irremediable madrugada de agosto de 2004, cuando se dio a conocer el imprevisto resultado del referéndum revocatorio del mandato presidencial de Hugo Chávez, el Consejo Nacional Electoral ha funcionado como fraudulenta maquinaria encargada exclusivamente de manipular los resultados de todas las consultas electorales en favor del régimen. No obstante, con el falso argumento de no ceder espacios, la oposición, agrupada primero en la alianza llamada Coordinadora Democrática y desde 2009 en la actual Mesa de la Unidad Democrática, ha venido jugando todas sus cartas en ese amañado tablero del juego electoral. Ni siquiera el desconocimiento sistemático de la histórica victoria lograda…

Ver la entrada original 1.040 palabras más

Conversaciones con Henry Ramos Allup – Víctor Manuel García Hidalgo

Dr. Henry Ramos Allup, Secretario General de Acción Democrática.

Conversaciones con Henry Ramos Allup

La noche anterior conversé con el diputado Edgar Zambrano, quedamos que al día siguiente lo visitaría en su oficina en el CEN-AD en La Florida.

Eran las nueve de la mañana, cuando saludé al popular “maracucho”  portero del viejo edificio del partido pueblo Acción Democrática. El maracucho sustituyó a otra leyenda en la planta baja del histórico edificio, el siempre popular Encarnación Rivas, recordado como el Negro Encarnación.

  • Doctor García, que gusto tenerlo por aquí, me recibe con gran amabilidad el maracucho.
  • Gracías, maracucho. “¿Llegó el diputado Zambrano?”, le pregunté.
  • No, no ha llegado, pero no tarda en llegar, respondió.
  • Dr. García, lo vi con Penzini, muy bueno su programa sobre el peo que tenemos con los billetes, afirmó.
  • Gracias maracucho, le respondí.

Inmediatamente, otro señor se puso en marcha a mi lado y me condujo…

Ver la entrada original 1.493 palabras más

Inquisidores tras los Verdugos II / Los Lobos se Acercan – Tulio Álvarez

Inquisidores tras los Verdugos II

LOS LOBOS SE ACERCAN

La semana pasada dediqué algunos comentarios a la reciente instalación en la ciudad de Washington de un alto tribunal de Justicia, auspiciado por la Organización de Estados Americanos, conformado por los ciudadanos venezolanos designados por la Asamblea Nacional en el mes de julio de 2017. La conclusión inmanente en el escrito fue que ninguno de los factores se tomaba en serio la situación, quizás asumiendo que una figura como Almagro era capaz de activar acciones irresponsables sin alguna cavilación y de manera inconsulta. Es evidente que, en cierta forma, ese menosprecio se extiende al accionar de la comunidad internacional en la resolución de los asuntos internos de los Estados. Queridos amigos, enseriémonos porque existen precedentes.

En general, los regímenes políticos latinoamericanos se revelaron sumamente frágiles en el siglo XX. La explicación puede encontrarse en el hecho de que la utilización de…

Ver la entrada original 1.186 palabras más

Laberintos: La caldera catalana – Armando Durán

El lunes 2 de octubre, tras la tormenta desatada por el referéndum convocado al margen de la Constitución por las fuerzas políticas “soberanistas” de Cataluña y la decisión del gobierno de Mariano Rajoy de impedirlo por la fuerza, Carles Puigdemont, presidente del Govern catalán, anunció lo peor: “Los ciudadanos nos hemos ganado el derecho a tener un Estado independiente, que se constituya en forma de República.”

España parecía estar a punto de precipitarse en el abismo de lo impensable, su disolución como Estado plurinacional, y esta realidad obligó al rey Felipe VI a romper su silencio para recordarle al país, en un mensaje de poco más de 5 minutos, en primer lugar, que las autoridades catalanes se habían puesto fuera de la ley con su decisión unilateral de convocar un referéndum sobre la independencia de Cataluña y, en segundo lugar, que la Constitución obliga a todas las instituciones y poderes…

Ver la entrada original 2.149 palabras más

La noche feroz

Cultura

HARRYS SALSWACH
Escrito por HARRYS SALSWACH

Hay noches que ensombrecen el alma de los hombres, noches sin tiempo en las que el dogma se convierte en sangre

Es un lugar común pensar que la maldad deshumaniza. Pocas veces se suele pensar lo contrario. Y quizás sea esa la verdadera naturaleza humana llevada al límite. Creer que la bondad es ínsita al hombre y que su revés es manifestación de la enajenación o impulso recóndito de supervivencia ante los embates externos puede ser una manera de eludir o desconocer que la abyección es tan pura y genuina como la más incondicional de las generosidades.

Al caer la noche, en un pueblo olvidado de cualquier lugar de la Tierra (un pueblo asturiano rodeado de montañas), tres hombres salen a cazar a dos forasteros a los que acusan de haber asesinado a una niña. En la novela La noche feroz (Booket, 2013), de Ricardo Menéndez Salmón, esta premisa echará a andar, como quien provoca un incendio, las llamas de los odios más íntimos. El grupo justiciero está liderado por el padre Aguirre, un personaje que parece venido de algunas páginas de Cormac McCarthy. Acompañado por dos miserables, La Muerte y Ezequiel, irá tras los pobres infelices guiados por el olfato de los perros ávidos por hincar los dientes —tanto como el cura— en la piel de “Los inocentes”, como los llama el autor en los capítulos destinados a este par de pobres diablos, cuyas circunstancias han puesto frente a un hombre de abyección vehemente, un hombre que ha convertido el dogma en sangre. Mientras la noche se hace más oscura, el maestro del pueblo, llamado Homero, escribe la historia del fundador de Promenadia, El Francés, un desertor de las guerras napoleónicas que, ante la posibilidad de erigirse arquitecto, agrimensor y dueño de todo un territorio, decidió un día, principios del siglo XIX, habitar esas tierras convertidas en lodazal cainita cuando se narra esta historia: 1936. La guerra ha comenzado. Homero vive en la escuela, no sale sin su cuchillo en el cinto. Todos en el pueblo le profesan resquemor y resentimiento. El maestro sabe, conoce, ha vivido fuera de ese gran infierno que es un pueblo pequeño. Homero quiso ser aventurero, viajero y le faltó valentía, luego quiso ser político y le faltaron ideas. Quizás por eso se hizo bolchevique. Lleva la carga de un dolor paterno.

Los demás pobladores son sombras de sí mismos. Unos caseros, familia convencional de padre, madre, hijos e hijas. Uno de los descendientes es un pequeño idiota con hidrocefalia que lanza alaridos como una bestia que anuncia la bestialidad de otros. La madre lo mece desde la cama dándole a la cuna con un pie deforme. Y el padre de familia es un hombre cuya soberbia es alimentada por una ignorancia reconocida y que el miedo convierte en resentimiento. El prestamista de Promenadia, Irizábal, en cuyos ojos “brilla una llama —la rapacidad de la inteligencia— que sólo la muerte apagará”, es el verdadero dueño de aquellas tierras, su ambición no conoce fronteras. La noche en la que el lector conoce a todos los personajes, es la suma de todas las oscuridades. La frialdad de todos contagia a la naturaleza —y parece que no al contrario— hasta que la nieve desciende. El crimen de la niña asesinada —del que poco o nada se sabe— echa andar la maldad de todos sobre todos. La sospecha se expande por el valle y las lejanías, la caza de los inocentes se desata y con ella la hez moral de los habitantes.

El placer de la crueldad

El escritor español Ricardo Menéndez Salmón ha ido construyendo una serie de novelas en torno a la malignidad humana. Su estilo cáustico y apocado, de carácter metafísico —sin distanciarse de las acciones de sus personajes hasta la abstracción que los convierta solo en pensamientos— traza los contornos de seres humanos cuyas dolencias, desgracias, miserias, ruindades y miedos más profundos adquieren una fuerza vital que a su vez los debilita; como si esos personajes estuviesen signados por una sustancia vil que los motiva a continuar, incluso con goce y furia, las canalladas más crueles a las que han empeñado sus vidas. Labrando un camino que solo puede conducir al infierno. Anota el narrador como concentrando en un párrafo lo que atraviesa esta historia de principio a fin: “De todos los placeres que conoce el hombre, ninguno mayor que el que causa dolor. La contemplación de la belleza o el trance del amor físico no pueden compararse con el goce de quebrar un hueso. Y el hecho de que los filósofos no hayan encontrado todavía una razón convincente, decisiva, irrefutable, para justificar esta característica de la naturaleza humana, es uno de los misterios más hondos que existen. Porque el hombre levanta puentes, domestica selvas o resuelve problemasmatemáticos planteados hace cientos de años, pero todo su genio, toda su paciencia y todo su fervor palidecen ante el enigma de su maldad”.

La noche feroz, podría compartir junto a La ofensa*, Derrumbe, y El corrector, una suerte deCuarteto del mal, que intenta exponer los entresijos del alma de quienes con alevosía se envilecen. Pero no crea el lector que encontrará regodeo mórbido en la inquina de los personajes. La prosa de Menéndez Salmón es elegante, delicada, de un refinamiento que no esquiva las instancias sombrías del alma humana sino que las sugiere, las manifiesta en imágenes sin afectaciones. Recuerda a la serie de Libros negros del portugués Gonçalo Tavares, sustrayendo la intención lúdica que ata la obra de quien ha sido profesor de Epistemología en Lisboa; Menéndez Salmón es licenciado en Filosofía; y también recuerda a las novelas más cruentas de McCarthy. En La noche feroz, tres disparos al aire marcan la pauta de los tiempos en muchos capítulos. Como si fuesen campanadas agoreras que se escuchan en todo el territorio; los personajes sienten sus ecos, levantan la mirada al cielo, y los invade el temor. Quizás atrición, el temor a Dios. O solo la maldad que lo ha eclipsado.


Harrys Salswach