Gervis Medina: Los asustadores profesionales en pre campaña electoral

Ago 9, 2017 6:54 am
Publicado en: Opinión

Gervis Medina @gervisdmedina Gervis Medina @gervisdmedina

El miedo, es una emoción de las llamadas primarias, que aflora cuando nos enfrentamos a estímulos, los cuales implican un peligro o amenaza a nuestra supervivencia. Es necesaria porque si no la experimentásemos no podríamos vivir mucho tiempo… ¡Imagínate sin miedo cruzando una calle! Lo que no es saludable es cuando se manifiesta de forma desadaptativa, por ejemplo en las fobias.

En el terreno político, el miedo es el arma principal de los regímenes autoritarios o populistas. Por eso, con toda la intención del caso, se promueven ideas tergiversadas acerca de la realidad. Es relativamente fácil identificar los discursos que manipulan, en lugar de persuadir. Normalmente acuden a una gigantesca amenaza que se cierne sobre todos; utilizan un tono apocalíptico para referirse a ella y plantean, como única vía de solución, la adhesión a un personaje, un partido político o un grupo determinado.

Con una “alianza” los partidos políticos de la oposición representativa, postulará candidatos en todos los estados del país. Mordiendo el anzuelo del gobierno, en la participación y negociando a espalda de la oposición participativa y protagónica, es decir, los electores. Advirtiendo ella misma que hubo fraude electoral, pero que asistirán a las elecciones, cayendo en un mar de contradicciones.

Por otro lado la Asamblea Nacional Constituyente (perro caliente), es un nuevo ministerio del poder ejecutivo, para quitarse de encima todo aquello que le incomode al rey desnudo para permanecer en el poder. Quien violenta las puertas del Hemiciclo para irrumpir, en una forma ilegal, e ilegítima que es propia de su barbarie.

Hay una lectura en lo que viene ocurriendo con los electores, para entenderlo se requiere humildad, coraje y escuchar que se dice y cuál es el estado anímico de las personas, puesto a que las expectativas ofrecidas, primero por los dirigentes de la MUD, fueron que la constituyente no iba y que el gobierno del presidente, estaba próximo a terminar, y ya se estaba a pocas horas de lograrlo. Segundo que con la ANC, se van a resolver todos los problemas que puedan existir en la sociedad venezolana.

Lo cierto es, que el antídoto para la manipulación es informarse adecuadamente. No creas de primera todo lo que oyes, todo lo que ves o todo lo que te cuentan. Procura utilizar fuentes fiables para formarte tus opiniones y desconfía de los discursos que basan su validez en el miedo a una amenaza descomunal.

El miedo y sus usos políticos puede servir para entender muchas de las cosas que pasan en este país, el miedo tiene poder para cambiar el mundo, como también lo tiene la esperanza. Es una emoción básica que nos paraliza o nos llama a la acción, es también una construcción socio cultural intencionada. Y por eso los que son capaces de señalar cuáles deben ser nuestros desasosiegos pueden fabricar a su antojo el “antídoto salvador”.

En la actualidad vivimos una época de recrudecimiento de esta estrategia. En los últimos años, la crisis económica ha ayudado a los “asustadores profesionales” a amedrentarnos hasta la parálisis, infundiendo un temor abstracto a los otros, a los extranjeros, al gasto público, al terrorismo y la inseguridad. Nos quieren divididos, aplicando la estrategia de “sálvese quien pueda”, centrados en lo que nos diferencia y olvidando lo que nos une.

A estos “asustadores profesionales” se les combate con información, se combate enfrentándose al mismo, se enfrenta en primer lugar decidiendo mirarle a los ojos; las advertencias de los traficantes de miedo no impedirán que el impulso de movimientos nos recuerden que, aunque a unos pocos les beneficie el terror, la esperanza es para el ser humano la estrategia conjunta más adaptativa. “Sin trabajo, sin futuro, sin casa, sin miedo” nos recuerdan señalando lo subversivo y movilizador de perder el miedo.

Thomas Hobbes, fue uno de los primeros pensadores en relacionar el temor con la organización política y la construcción del Estado. En la actualidad, la utilización del miedo como instrumento de sumisión desarrolla una metodología sofisticada con el objetivo de intimidar a los pueblos y manejar sus reacciones ante estímulos de temor inducido.

La historia está llena de ejemplos de sometimiento por el miedo con fines políticos, económicos o sociales. En muchas ocasiones el manejo es tan sutil que es difícil darse cuenta cuando se está produciendo.

Les venía advirtiendo desde el año pasado, que para el primer semestre del 2017, habría un baño de sangre, tal cual ocurrió; ahora para lo que queda de año se acentuará un crisis biológica o “ensayo apocalíptico” en forma de epidemia sanitaria, donde el miedo colectivo quedara grabado en imágenes que serán consecuencia de ese pánico; un sistema de transporte utilizado por fantasmas con tapabocas y guantes, o el milagro de una ciudad sin tránsito vehicular.

Una premisa de la teoría del sometimiento por el miedo, que los gobiernos  y los opositores aplican con precisión, es que se deben aprovechar los momentos de contingencia motivados por una catástrofe o peligros provocados, para imponer medidas de control y subordinación que en circunstancias normales serían rechazadas por la población.

La cultura del miedo, es el arma intimidatoria de los asustadores profesionales, que nos mantiene secuestrados en una realidad que nos supera. El Gobierno nacional lo hace a través de la represión excesiva, la sastrería jurídica, destitución de cargos de elección popular, la bóveda del miedo en los empleados públicos, los CLAP, y por último a través de la constituyente perro caliente.

La oposición representativa, la hizo a través de más de 100 días, costándole sangre, sueños, esperanzas que quedaron sin valor y solo un silencio con tristeza. Tanto chantaje con la unidad y resulta que ahora cualquier miembro de ellos podrá aspirar a cargos de elección popular, legitimando la ANC; pues déjeme decirles señores por lo que veo, las convocatorias a marchas, trancones, paros, destrucción de semáforos, tala de árboles y otros desmanes más, solo fueron una pre campaña electoral bien dirigida, a través de la bóveda del miedo. Ahora bien, ¿El acuerdo para un gobierno de unidad decretado por la Asamblea Nacional incluye a la ANC? Digo, como las preguntas del plebiscito dan para todo.

Todos contribuimos para que el escenario impuesto se perpetúe, la realidad que vivimos es reflejo de lo que somos. Y si no cambiamos nuestra actitud, estaremos a merced de estos asustadores profesionales de la política, que instalaron su pre campaña electoral desde el mes de mayo, a cuesta de la destrucción de sus electores.

Gervis Medina

Abogado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: