¿Se dará la Constituyente?

opinión

Leandro Rodríguez Linárez

Leandro Rodríguez Linárez

21 Junio, 2017

Tenemos lapidarias promesas por bando y bando: el gobierno asegura “la constituyente va” mientras la oposición asegura “la constituyente no va”. Para tener una idea próxima a lo que podría suceder consideramos las siguientes variables:

1) Apoyo popular: Es por todos conocidos que la presunta Asamblea Nacional Constituyente no goza de simpatía popular, la evidencia más palpable es haber omitido el necesario referéndum consultivo para su convocatoria. Todos los estudios opináticos dan cuenta de un rechazo promediado en 85%, tasa que tiende empeorar a medida que el Presidente Maduro anuncia sus desgastados candidatos.
2) Apoyo al proponente: Asimismo, es igualmente conocido que la “revolución” se encuentra en su peor momento histórico. Las encuestas (y la calle) le asignan un agonizante apoyo de 12%, ante el empeoramiento progresivo de los males que aquejan al país, dicha precariedad empeora.
3) Apoyo a la oposición: La oposición orgánica (partidos/Mud) cuenta con una aceptación aproximada de 56%, sin embargo, dicha proporción se incrementa a la hora de representar una alternativa de cambio “a lo actual” vía elecciones universales, directas y secretas. Por primera vez, capitaliza el rechazo al gobierno, más aún, la constituyente ha logrado que el chavismo descontento esté pensando en dar su voto a la oposición.
4) Argumentaciones: El gobierno insiste la ANC será una especie de panacea a los problemas del país, ahora bien, lo vociferado hasta el momento no termina de convencer a los venezolanos, sobre todo, cuando sus violaciones a la constitución y a la ley en general han propiciado el pandemónium vigente, el pueblo lo sabe. El discurso opositor de “innecesaria, ilegitima e inconstitucional” se posesiona mucho más en el razonamiento colectivo, alimentando el rechazo a este remolcado proceso.
5) Aspecto internacional: Solamente gobiernos aliados al chavismo dan respaldo a las pretensiones de Maduro, muchas veces, apoyos condicionados como en los casos de Rusia y la siempre negociante China. Su universo se reduce a las naciones que subsidia petroleramente y con los que se emparenta en trasnochada afinidad “ideológica”. Las organizaciones internacionales de peso y la gran mayoría de las naciones de la región, así como de Europa, deploran el proceso constituyente por desafiar la constitución y por su carácter autocrático, incluso, el Papa Francisco comenzó sutilmente a fustigarlo.

Nos encontramos con una presunta Asamblea Nacional Constituyente sostenida únicamente por la violencia del Estado, al margen de la democracia y la ley. La fortaleza de Maduro no radica en legitimidad sino en la institucionalidad secuestrada, la represión de los organismos de seguridad del Estado, donde participan paramilitares con licencia para matar.

¿Se dará la constituyente? No hay nada que indique pueda llevarse a cabo, el gobierno pretende imponerla a garrotazo, mediante la violencia, sin embargo, los venezolanos están demostrando no permitirán este homicidio republicano.

@leandrotango

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: