Como La Vinotinto

La Vinotinto sub-20

14-06-2017
LUIS MARTÍNEZ A. @luisjosemart

Like us on Facebook Like us on Twitter Enviar por correo


Los venezolanos tenemos que concretar un proyecto país que sea producto de un gran acuerdo nacional que involucre a las grandes mayorías, sin exclusión alguna. Ya está bueno de improvisación y oportunismo. Venezuela requiere proyectos que la lleven al éxito, como la Vinotinto


A finales de la década de los noventa se inició un innovador proceso deportivo para apuntalar el futbol venezolano, que hasta entonces, sufría los males de la improvisación, desorganización y displicencia de quienes lo dirigían, preocupados más por sacar provecho económico de la federación que del futbol venezolano en todas sus categorías. Se inicia de esa manera el proyecto Vinotinto acompañado en lo económico por empresas Polar y en lo comunicacional por Radio Caracas Televisión; no pasó mucho tiempo para que La Vinotinto comenzara a dar frutos, los cuales se inician con la llegada del argentino Pastoriza y continúan con Richard Páez y Cesar Farías como técnicos de la selección de mayores a la par del fortaleciendo de las categorías inferiores o de menores a través de un trabajo continuo y metódico, tal como la incorporación obligatoria de jugadores juveniles en los torneos de primera división del futbol profesional venezolano. El éxito no se hizo esperar y la Vinotinto comenzó a ser respetada en el ámbito latinoamericano donde sin duda está el futbol más competitivo del mundo.

Todo proyecto, en el ámbito que sea, puede ser exitoso si su objetivo es construir y no destruir, en el futbol venezolano no se destruyó lo existente, sino que se reorientó y cambió el perfil que lo mantenía, vinculándolo a una nueva mentalidad sustentada en la autoestima del futbolista y la creación de su propia identidad. Los frutos están a la vista. A esta hora ya la Vinotinto sub20 debe ser campeona del mundo para regocijo de todo un país que sufre del mismo mal que ella sufrió hasta finales de los noventa. Y si no lo es, igual son los campeones de todos los venezolanos.

Venezuela sufre hoy como sufría la Vinotinto cuando era goleada en cada torneo que participaba. La Venezuela de hoy no está vinculada al éxito sino al fracaso. Esto es lamentable, pues durante 18 años los venezolanos hemos visto como el gobierno llamado a enderezar el rumbo de la crisis que lo llevo al poder en 1999, se encargó de destruir el aparato productivo del país, aumento sin ningún tipo de control la corrupción, la escasez, la delincuencia, la inflación y disminuyo sustancialmente la capacidad adquisitiva de los trabajadores, trayendo como consecuencia la disminución de la calidad de vida de los ciudadanos. Como proyecto o proceso (así lo llaman) ha sido un completo fracaso, una debacle sin control alguno, con una dirigencia colapsada, repitiendo día tras día los mismos errores e incapaz de comprender el momento histórico que se vive, surgido a través de un sentimiento de cambio que se expande por todo el cuerpo social del país. Han venido construyendo su propia trampa de mediocridad y de ella no le es fácil salir.

Hoy Venezuela se encuentra en una peligrosa encrucijada con la propuesta constituyente impuesta por el gobierno. Con el poder del estado que ostentan, pretenden construirse unas elecciones a su medida para tratar de alargar la agonía que sufren al sentir que el poder se les va de las manos. Ellos están sentenciados a abandonar ese poder al cual, desde que lo tomaron, siempre lo han considerado el vehículo para mantener el botín que creyeron conquistar y el cual sienten de su propiedad. Los venezolanos tenemos como tarea histórica Impedir la consumación de una constituyente espuria, inconstitucional y moldeada por quienes han fracasado durante 18 años. Los venezolanos tenemos que concretar un proyecto país que sea producto de un gran acuerdo nacional que involucre a las grandes mayorías, sin exclusión alguna. Ya está bueno de improvisación y oportunismo. Venezuela requiere proyectos que la lleven al éxito, como la Vinotinto.

Docente universitario

(ljm1802@hotmail.com y @luisjosemart)

Este medio no se hace responsable por las opiniones emitidas por sus colaboradores

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: